Curvatura Peneana

Es una curvatura anormal en el pene que ocurre durante la erección. También se denomina enfermedad de Peyronie.

Curvatura Peneana

a curvatura peneana es un defecto congénito del pene. Hace que el pene se curve hacia abajo durante una erección. Si no se trata, puede provocar problemas más adelante en la vida. Por ejemplo, puede provocar molestias durante el coito. Hable con el médico si cree que su hijo puede tener este problema. La curvatura peneana es un defecto congénito. Esto significa que ocurre cuando el bebé se desarrolla en el útero. A veces se debe a tener una uretra más corta o a tener tejido más grueso alrededor de la uretra. La uretra es el conducto que conecta la vejiga con la parte exterior del cuerpo para que la orina pueda salir. En otros casos, el problema puede deberse a que la piel sobre la parte inferior del pene es demasiada corta. Un factor de riesgo es la hipospadias. Con esta afección, la abertura de la uretra está en la parte inferior del pene. Normalmente, la abertura está en la punta del pene.

Síntomas

En la enfermedad de Peyronie, se desarrolla un tejido cicatricial fibroso en el tejido profundo del pene. La causa de este tejido fibroso es a menudo desconocida. Puede ocurrir de manera espontánea. También puede deberse a una lesión previa en el pene, aunque haya ocurrido muchos años antes. La fractura del pene (lesión durante la relación sexual) puede llevar a esta afección. Los hombres tienen un riesgo más alto de presentar curvatura del pene tras una cirugía o tratamiento con radiación por cáncer de próstata. La enfermedad de Peyronie es poco común. Afecta a hombres entre los 40 y los 60 años de edad y mayores. La curvatura del pene puede ocurrir junto con la Contractura de Dupuytren. Esto es un engrosamiento similar a un cordón a través de la palma de una o ambas manos. Es un trastorno bastante común en los hombres blancos de más de 50 años de edad. Sin embargo, solo una pequeña cantidad de personas con contractura de Dupuytren presentan una curvatura del pene. No se han encontrado otros factores de riesgo. Sin embargo, las personas con esta afección tienen un tipo de marcador celular inmunitario que indica que dicha afección puede ser hereditaria. Los recién nacidos pueden tener una curvatura del pene. Esto puede ser parte de una anomalía llamada chordee (encordamiento peneano), la cual es diferente de la enfermedad de Peyronie.

Diagnóstico y Tratamiento

El médico podrá diagnosticar la afección durante un examen físico. Un especialista llamado urólogo realizará un procedimiento para crear una erección artificial. Esto permite que el médico examine el pene. La curvatura peneana también se puede encontrar durante una cirugía para solucionar otro problema que afecta al pene. En casos leves, es posible que no sea necesaria la cirugía. El médico controlará la afección de su hijo. En otros casos, se puede realizar una cirujía para enderezar el pene. El aspecto curvo del pene se puede enderezar de la siguiente manera:

  • Retirando tejido que constriñe la erección
  • Alargando la uretra
  • Igualando la longitud de los lados largos y cortos del pene

La cirugía por lo general se realiza en niños de entre 3 y 18 meses.